Se considera que una pareja tiene problemas de fertilidad cuando pasado un año teniendo relaciones sexuales frecuentes y sin protección no logran el embarazo. En el 50 % de los casos el factor masculino tiene que ver con la causa del problema. El primer examen que se debe realizar por ser el más esclarecedor es un análisis del semen llamado espermatograma que revela si la cantidad y calidad de los espermatozoides son adecuados, y de no ser así establecer la causa y dar el tratamiento pertinente para lograr revertir el problema.

Los testículos se encuentran fuera del cuerpo en las bolsas escrotales porque requieren una temperatura de uno o dos grados centígrados, por debajo de la temperatura corporal, todo lo que sea calor local en esta zona, afecta su funcionamiento, como por ejemplo cocinar, hacer parrillas, trabajar en ambientes muy calurosos como hornos de fundición, uso de saunas o baños de vapor, entre otros.

Como explica el Urólogo Ricardo Soto-Rosa “Una de las causas más frecuentes de infertilidad masculina es la presencia de varices en las venas que drenan los testículos, se conoce con el nombre de varicocele, el cual eleva la temperatura con disminución progresiva en la cantidad y calidad de los espermatozoides. El varicocele se cura con una sencilla cirugía ambulatoria y de rápida recuperación”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí